Documentales_Misterio__Netflix_ historias contemporáneas_ Los ángeles

Imagen: Youtube

Entretenimiento

La verdad detrás del misterio del ascensor

Ayesha Gurría

24/Febrero/2021

Netflix ha revivido el caso tan sonado de Elisa Lam, una joven que desapareció al hospedarse en el Cecil Hotel de LA, California.

Esta serie documental de Netflix narra el extraño caso de una joven de 21 años que decide viajar por primera vez. Su viaje sería a California con la esperanza de que sea una gran experiencia pero no se imagina lo que pasará.

En el 2013, Elisa Lam era una estudiante universitaria Canadiense. Una chica activa en redes sociales y tenía un blog en Tumblr que usaba como diario personal. Nunca se imaginó que serían pistas después para el Departamento de Policía de los Ángeles en un intento de encontrarla.

Así, la joven tomó un vuelo a LA, sin saber que no volvería jamás. Escogió el Cecil Hotel porque, en la descripción de la página oficial, decía que estaba en el centro de la ciudad, cerca de restaurantes y centros turísticos. No fue exactamente el caso.

Crime Scene: The Vanishing Cecil Hotel (2020) es el título documental que se encuentra en Netflix. Son cuatro episodios donde se hace un análisis de los diversos crímenes de los que el hotel ha sido testigo.

Según uno de los policías entrevistados para la serie, es común que en un día normal se reciban tres llamadas de accidentes violentos, robos u homicidios cometidos en el Cecil Hotel. En voz de la que fue gerente del hotel durante diez años, pareciera que el establecimiento esconde verdades oscuras que no han sido reveladas aún.

De mala suerte, Elisa Lam corrió en ese destino. Se hospedó ahí durante cuatro días, para desaparecer sin rastro alguno al quinto, cuando debió de haber tomado su vuelo de regreso a casa. La policía local de Los Ángeles unió esfuerzos con la fuerza aérea y el público en general para llegar al fondo del misterio de su caso, sin obtener respuestas.

Existe un misterioso vídeo de un ascensor en el que se ve a Elisa haciendo muchos movimientos erráticos, nerviosos y presionando varios botones del elevador sin ninguna lógica. Sale de cámara y se pierde para siempre.

A la fecha, su caso es uno de los más enigmáticos en la historia de Los Ángeles. Lo único que se sabe es que nunca abandonó el edificio y que es posible que haya sido asesinada ahí mismo.

Nadie nace en Skid Row, pero muchos van a morir ahí.