Covid-19

COVID-19: psicosis e infertilidad

María Fernanda Abreu

11/Noviembre/2020

Como lo hemos mencionado en artículos anteriores y lo hemos visto en las noticias, el virus SARS-CoV-2 ha demostrado tener otros efectos adversos.

Se han realizado diversos estudios en diversas universidades para poder encontrar una cura o en su defecto los efectos adversos que esta enfermedad ha causado. En este artículo les hablaremos de dos estudios que han presentado información relevante y de suma importancia ante los nuevos padecimientos de COVID-19.

El primero de ellos es un estudio que revela la presencia de delirio ocasionado por la fiebre y que podría llegar a ser una manifestación temprana de COVID-19, presente principalmente en adultos mayores, así como también un indicio temprano para la prevencion de suicidio de los pacientes que han sido infectados.

Después de casi un año de que se presentara el primer caso de SARS-CoV-2 en la provincia de Hubei, China, los médicos no han dejado de buscar síntomas asociados que podrían ayudar a detectar de forma temprana y alertar a tiempo sobre el padecimiento, entre los que más sobresalen es la pérdida de olfato y gusto, así como también dolores corporales o de huesos como suelen referirse la gente a ellos y dolores insostenibles de cabeza. A estos síntomas se les han ido agregando más, estos han sido publicados en el Journal of Clinical Immunology and Immunotherapy, en el que se agregan episodios de delirio, confusión y episodios psicóticos como efectos adversos a la fiebre, apareciendo antes de los síntomas más graves como la dificultad para respirar.

Los médicos que participaron en estos estudios creen que el virus afecta el cerebro por tres posibles causas, la hipoxia o falta de oxígeno, generando falta del mismo en las neuronas y por lo tanto la muerte de las mismas, inflamación del tejido cerebral y por último que el virus tenga la capacidad de atravesar la barrera hematoencefálica y ataque directamente al cerebro y la capacidad de razonar de las personas.

El segundo estudio se llevó a cabo en la escuela de medicina de la Universidad de Miami en donde se descubrió que el COVID-19 puede ocasionar daños en los testículos y a su paso afectar la fertilidad masculina, e incluso este se podría llegar a transmitir sexualmente.

Si bien aún no se sabe mucho sobre qué otros posibles efectos podría tener en la fertilidad masculina, esto significa un gran paso para poder investigar más a fondo los efectos que se manifestarán más adelante en la fertilidad. Los médicos se han preocupado más por saber que efectos adversos deja esta enfermedad en los pulmones, riñones y corazón, ya que son los órganos vitales de la vida, pero nadie se había tomado el tiempo de investigar qué otros efectos genera en el cuerpo humano o cuales otros sistemas se están viendo afectados por COVID-19, tal es el caso del sistema nervioso central y sistema reproductor masculino.

Como ya sabemos esta enfermedad se transmite por medio de las cavidades serosas del organismo, como son la nariz, la boca y en este caso el aparato reproductor femenino, ya que también es una serosa. Se está estudiando si este virus puede ingresar al organismo por medio del semen, ya que es un fluido que está en contacto con otras células del organismo que pueden o no estar afectadas y este al entrar en contacto con la cavidad femenina que es una serosa. La presencia del virus en los testículos ocasiona que los espermatozoides tengan una actividad y motilidad deficiente.

Para concluir, no se sabe a ciencia cierta que nos espera con este nuevo virus, pero lo que sí podemos saber es que no solo una parte del cuerpo se ve afectada, sino que otras también y pueden llegar a ser más mortales que las que ya se conocen. Estamos viendo solo la punta del iceberg, caminando a ciegas, sin saber con exactitud en donde va a acabar esto y qué repercusiones tendrá sobre la humanidad. Hay que tomar conciencia de que esto es solo el comienzo de algo sumamente grande, que la gente a ratos lo toma como un juego y sale de compras o a pasar el rato porque ya no soporta estar encerrados, pero no toma en cuenta el papel importante que juegan los medios arriesgando sus vidas por tratar de salvar las de otros que no lo toman con la seriedad necesaria.


Referencias:

Khalili MA, Leisegang K, Majzoub A, Finelli R, Panner Selvam MK, Henkel R, Mojgan M, Agarwal A. Male Fertility and the COVID-19 Pandemic: Systematic Review of the Literature. World J Mens Health. 2020 Oct;38(4):506-520. https://doi.org/10.5534/wjmh.200134

Achua JK, Chu KY, Ibrahim E, Khodamoradi K, Delma KS, Iakymenko OA, Kryvenko ON, Arora H, Ramasamy R. Histopathology and Ultrastructural Findings of Fatal COVID-19 Infections on Testis. World J Mens Health. 2020 Nov 3. doi: 10.5534/wjmh.200170. Epub ahead of print. PMID: 33151050.

Conejero I, Berrouiguet S, Ducasse D, Leboyer M, Jardon V, Olié E, Courtet P. Épidémie de COVID-19 et prise en charge des conduites suicidaires : challenge et perspectives [Suicidal behavior in light of COVID-19 outbreak: Clinical challenges and treatment perspectives]. Encephale. 2020 Jun;46(3S):S66-S72. French. doi: 10.1016/j.encep.2020.05.001. Epub 2020 May 8. PMID: 32471707; PMCID: PMC7205618.

Chacko M, Job A, Caston F 3rd, George P, Yacoub A, Cáceda R. COVID-19-Induced Psychosis and Suicidal Behavior: Case Report. SN Compr Clin Med. 2020 Sep 26:1-5. doi: 10.1007/s42399-020-00530-7. Epub ahead of print. PMID: 33015547; PMCID: PMC7519695.

Ostuzzi G, Gastaldon C, Papola D, Fagiolini A, Dursun S, Taylor D, Correll CU, Barbui C. Pharmacological treatment of hyperactive delirium in people with COVID-19: rethinking conventional approaches. Ther Adv Psychopharmacol. 2020 Jul 20;10:2045125320942703. doi: 10.1177/2045125320942703. PMID: 32733668; PMCID: PMC7372613.

Parra A, Juanes A, Losada CP, Álvarez-Sesmero S, Santana VD, Martí I, Urricelqui J, Rentero D. Psychotic symptoms in COVID-19 patients. A retrospective descriptive study. Psychiatry Res. 2020 Sep;291:113254. doi: 10.1016/j.psychres.2020.113254. Epub 2020 Jun 24. PMID: 32603930; PMCID: PMC7311337.