Coyote Global

Biden vs Trump: Round 2

Miguel Velázquez

22/Octubre/2020

Un presidente en problemas y el candidato que no termina de convencer se enfrentan hoy por última vez.

Buenas noches público del mundo, y bienvenidos al último round entre los contendientes por la codiciada Oficina Oval. El espectáculo inicia a las 8:00 PM hora de México en Nashville’s Belmont University, en lo que se espera que sea un encuentro lleno de descalificaciones y el último intento desesperado de Trump de volver a la contienda. El formato del debate será idéntico al primero, con una nueva característica. Durante las intervenciones con reloj se silenciará el micrófono del otro candidato para evitar interrupciones sinfín. ¿Veremos a Trump gritar por encima del micrófono para interrumpir a como dé lugar? Los temas a tratar también son similares:

- COVID-19
- Familias
- Raza
- Cambio climático
- Seguridad nacional
- Liderazgo

Por un lado tenemos al Presidente Donald Trump. Su hospitalización lo mantuvo fuera de la imagen pública varios días, y la epidemia desatada dentro de su círculo puso en evidencia las nulas prácticas sanitarias de una administración que no ha dejado de minimizar el impacto de la pandemia. Peor todavía, en varias encuestas Trump se encuentra 10 puntos porcentuales por debajo de su oponente, y está en riesgo de perder estados críticos. ¿Cuál ha sido la estrategia de campaña para contrarrestar esta situación? Ninguna, la campaña de Trump parece errática, y el Presidente se ha quedado tirando golpes al aire. Para un personaje cuya estrategia se basa en ataques frontales es imperativo enfrascarse en un combate con su oponente, pero Joe Biden sigue evitando cualquier tipo de confrontación. No solo no lo ataca, lo menciona poco y parece no darle importancia. De esta forma Donald Trump no ha tenido a quién golpear, lucha solo y no logra volver a meterse a los reflectores. Tampoco ha logrado dar un golpe crítico de último momento como lo hizo en la campaña del 2016 al desenterrar el escándalo de emails de Hillary Clinton. El tiempo se le agota y hoy es su última oportunidad de crear una impresión relevante entre los cada vez menos indecisos.

Joe Biden sigue sin dar de qué hablar. Tuvo más relevancia el excelente debate presentado por su compañera Kamala Harris que su propia campaña. Se ha limitado a pararse en su esquina viendo a Trump correr en círculos pero no sólo ha evitado dar un golpe certero, tampoco ha logrado presentar un plan de gobierno o una propuesta clara a los votantes. Todo lo que se sabe es que Joe Biden no es Donald Trump, pero sigue sin decirle al público qué otra cualidad tiene. Por otro lado su edad lo sigue traicionando y no deja de cometer deslices y decir algún disparate cuando la memoria le falla. Parece demasiado confiado en las encuestas y podría ser vulnerable a un ataque sorpresa durante la última semana. Si quiere asegurar su victoria será mejor que esta noche por fin presente un plan claro de su gobierno en lugar de limitarse a evadir los ataques de Trump y pedirle que se calle. También sigue teniendo en contra la polémica de la Suprema Corte y la influencia que el Partido Demócrata busca ejercer en ella.

Señoras y señores, la hora de la verdad se acerca.