Bienestar

¿Síndrome de Ovario Poli…qué?

Samuel Pérez

9/Septiembre/2020

El síndrome de ovario poliquístico (SOP) es un trastorno frecuente que afecta del 8% al 13% de las mujeres en edad reproductiva. La mayoría de los pacientes tienen múltiples quistes en los ovarios.

Como algunas de ustedes han escuchado, o incluso tienen este síndrome, es caracterizado por obesidad leve, menstruaciones irregulares o amenorrea (ausencia de menstruación) exceso de andrógenos que pueden causar acné, hirsutismo (un crecimiento excesivo de vello grueso en un patrón similar al de los hombres: cara, pecho y espalda) y aumentar el riesgo de síndrome metabólico.

Este síndrome se presenta con diferentes gravedades en cada mujer, puede ser desde una amenorrea ocasional y la obesidad ya mencionada, hasta tener el riesgo de una hiperplasia endometrial y, finalmente, de cáncer de endometrio; el endometrio es una de las capas presentes en el útero con diferentes funciones fisiológicas en donde se da la implantación del óvulo fecundado.

También se ha presentado en diferentes pacientes el síndrome metabólico que lleva a una hiperinsulinemia (exceso de insulina en nuestro organismo) debido a la resistencia a esta. A largo plazo, el exceso de andrógenos incrementa el riesgo de trastornos cardiovasculares, incluida la hipertensión y la hiperlipidemia. Ahora bien, estudios recientes indican que el síndrome de ovario poliquístico (SOP) se asocia con inflamación crónica de bajo grado y que las mujeres con SOP tienen un mayor riesgo de hígado graso no alcohólico (ROCHA 2019).

Pero no todo es malo, el tratamiento es sintomático y se han desarrollado diferentes tratamientos farmacológicos y quirúrgicos tales como el el citrato de clomifeno (CC) Estos fármacos no siempre tienen éxito, pueden suponer una pérdida de tiempo y pueden causar eventos adversos como embarazos múltiples y la cancelación del ciclo debido a una respuesta excesiva.

En cuanto a los procedimientos quirúrgicos que se utilizan, está la Perforación Ovárica Laparoscópica (POL), es un tratamiento quirúrgico que puede desencadenar la ovulación, cabe destacar que esta cirugía no se usa comúnmente pero puede ser una opción para mujeres que siguen sin ovular después de bajar de peso y probar medicamentos para la fecundidad.

La perforación ovárica suele hacerse por medio de una incisión pequeña (laparoscopia), con anestesia general. El cirujano hace un corte pequeño (incisión) en el abdomen. El cirujano luego coloca un tubo para inflar el abdomen y pueda introducir el instrumento de observación o los instrumentos quirúrgicos. Como todo, existen riesgos asociados a la cirugía, como las complicaciones de la anestesia, la infección y las adherencias.

En general es un síndrome más común de lo que creemos, y que puede causar dificultades en la vida de las mujeres, sin embargo tiene diferentes tratamientos y la mayoría de las pacientes pueden vivir una vida plena, es importante hablar de estas enfermedades para poder diagnosticarlas a tiempo, recuerda siempre acudir con una o un profesional de la salud para que pueda guiarte.


Fuentes:

https://www-cochranelibrary-com.pbidi.unam.mx:2443/es/cdsr/doi/10.1002/14651858.CD001122.pub5/full/es

Rocha AL, Oliveira FR, Azevedo RC, et al: Recent advances in the understanding and management of polycystic ovary syndrome. F1000Res 26;8, 2019. pii: F1000 Faculty Rev-565. doi: 10.12688/f1000research.15318.1. eCollection 2019.

https://www.cigna.com/individuals-families/health-wellness/hw-en-espanol/temas-de-salud/perforacion-ovarica-laparoscopica-para-el-sndrome-tw9171#:~:text=La%20perforaci%C3%B3n%20ov%C3%A1rica%20laparosc%C3%B3pica%20es,cirug%C3%ADa%20no%20se%20usa%20com%C3%BAnmente.