top of page

Cultura

¿Qué le pasa al cine mexicano?

Vianey Juárez, Ulises Flores, Brisa Gamiño

15/Julio/2020

La calidad del cine mexicano se encuentra en decadencia. La comedia romántica nacional se ha apoderado de las salas impidiendo que la audiencia pueda apreciar buen cine nacional.

El cine contemporáneo nacional se ha visto rodeado de problemas con historias poco llamativas, poca variedad de actores y la influencia directa de la televisión. La industria mexicana sufre una de las etapas más oscuras cinematográficamente hablando. Sin embargo, ¿En realidad es malo? ¿Existe buen cine contemporáneo? ¿Qué pasó con la época de oro?

Para comprender la situación del cine mexicano actual se necesita conocer su historia. El cine de oro mexicano se destacó no solo por la variedad de actores y directores, sino por la influencia extranjera y la calidad de sus historias. Desde de la guerra revolucionaria en el norte con Vámonos con Pancho Villa hasta la lección de que la muerte es para todos, pero el hambre es solo el lujo de pobres, presentada en Macario.

Después de la época del cine de oro destacaría una película, que se volvería pionera para el cine de hoy en dia: Bellas de Noche. La historia de un boxeador que se ve obligado a trabajar en un cabaret, transporta al espectador a un México ya no de pueblo, más bien a uno popular. Su importancia recae en ser la inspiración para todo el repertorio de comedias románticas que existe en la actualidad. Con la gran diferencia de que el cine de ficheras tenía como característica la identificación y no la aspiración de la clase media.

El problema que se sufre actualmente se debe a la poca distribución del buen cine mexicano. La falta de apoyo gubernamental y la poca publicidad, lleva al espectador a consumir este evolucionado cine de ficheras con excepciones como Amores Perros de Alfonso Cuarón o la trilogía de Alcázar (La Ley de Herodes, Un Mundo Maravilloso y El Infierno) de Luis Estrada, que presentan una cara realista sobre la situation social y política del país.

Sin duda existe un buen cine en México. No obstante, la falta de apoyo para produccion y distribuccion provoca que más de la mitad de las películas realizadas en el país no logren llegar a las salas de cine. Un claro ejemplo es Al Filo de la Frontera del director Alberto Mar, que cuenta la historia de un exagente de la DEA que debe ayudar a cruzar de México a E.U. al hombre más buscado en ambos lados de la frontera y solo tuvo una concurrencia de 25 espectadores, cuando películas como No Manches Frida 2 y Qué Culpa Tiene el Niño se encuentran en el top 5 de películas nacionales más taquilleras de Mèxico.

El buen cine es reprimido por grandes productoras con mucho dinero y pocas ideas. Es deber del espectador buscar y apoyar el trabajo experimental e independiente del talento Mexicano. El cine nacional muchas veces es aclamado en el extranjero, el problema es que no se consume donde fue creado. Frecuentemos el arte de buena calidad.

Te recomendamos…
1 Perfume de Violetas (2000) de Maryse Sistatch
2 El Violín (2007) de Francisco Vargas
3 Cilantro y Perejil (1998) de Rafael Montero
4 El Bulto (1991) de Gabriel Retes
5 Tempestad (2016) Tatiana Huezo

bottom of page